contenido de la página

Dame tu voto ¡Gracias!

Dame tu voto en HispaBloggers!

miércoles, 10 de abril de 2013

Mini críticas Abril


Volvemos a la normalidad y, para ir poniéndonos al día, retomamos esa sana costumbre consistente en repasar los últimos estrenos mediante esas pequeñas píldoras de cine que tanto nos gustan...


"EFECTOS SECUNDARIOS"
Todas las películas de Steven Soderbergh que he visto en los últimos tiempos ("Che", "Contagio", "Indomable", "Magic Mike") me han parecido decepcionantes y por lo general aburridas.  Con estos lamentables precedentes, fui a ver "Efectos secundarios" con muchísimo recelo...  y, mira por dónde, me gustó más que ninguna de las anteriores.  Una joven con trastornos depresivos cuyo marido acaba de salir de la cárcel sufre una crisis de ansiedad e intenta suicidarse.  El psiquiatra que la atiende le propone someterse a tratamiento periódico en su consulta, y un día le receta un medicamento nuevo cuyos efectos secundarios resultan imprevisibles.  Y, como decía Kiko Ledgard en el "Un, dos tres..."...  hasta ahí puedo contar.    Partiendo de un punto de partida que sitúa al espectador en un contexto que posteriormente se antoja engañoso, Soderbergh manipula a la audiencia casi como hiciera el Hitchcock de "Psicosis":  primero parece que el protagonismo recae en un personaje, luego resulta que el protagonista es otro...  Jude Law realiza una de las mejores interpretaciones de su carrera,  mientras que Rooney Mara aporta una fragilidad enternecedora.  Catherine Zeta-Jones es la antítesis del personaje de Law...  y Channing Tatum también se pasea por allí, con ese estilo tan pétreo y tan gris al que nos tiene acostumbrados.  Drama reconvertido en thriller, "Efectos Secundarios" es un buen entretenimiento…  y también un buen ejercicio para la mente.
Calificación:  8 (sobre 10)


"LOS ULTIMOS DIAS"
Que José Coronado se ha ido convirtiendo en uno de los mejores actores del cine español es una realidad en la que muy pocos habíamos reparado.  Que su contundente presencia y su buena dicción pueden ser un hándicap para los pipiolos balbuceantes (Hugo Silva en "El cuerpo", Quim Gutiérrez en "Los últimos días") a los que se supone que ha de escoltar, también es un hecho.  En nuestra precaria cinematografía, las estrellas más rutilantes, las que atraen al público joven a los cines, son jovencitos con buena planta pero que parece que tengan la boca llena de piedras.  Coronado es, con mucho, lo mejor de "Los últimos días", otro thriller, esta vez de corte pseudo fantástico, en la que la Humanidad sufre un ataque de pánico colectivo (una agorafobia salvaje, para entendernos) y de repente no pueden salir de sus casas o sus centros de trabajo.  El citado Quim Gutiérrez interpreta a un programador informático a punto de ser despedido que trata de sobreponerse al miedo para salir al rescate de su novia desaparecida y embarazada, para lo cual contará con la única ayuda del gestor de Recursos Humanos que días antes iba a despedirle...  Ambientada en una maravillosa pero desértica Barcelona, "Los últimos días" goza de un muy logrado look postapocalíptico que, lamentablemente, hemos visto demasiadas veces (a mí me recordó especialmente a "Soy leyenda"), por lo que la buena puesta en escena no basta.  Hubiera hecho falta un guión bastante mejor, personajes bien dibujados, situaciones más originales...  pero el tándem de hermanos directores Alex & David Pastor lo juega todo a la carta visual, y no siempre salen bien parados.  Con todo, en general se trata de un producto digno en el que por entre los varios errores sobresale, en plan redentor, un enorme José Coronado.
Calificación:  7 (sobre 10)


"OZ, UN MUNDO DE FANTASÍA"
Está de moda recurrir a famosos relatos infantiles y darles una vuelta de tuerca más o menos adulta y oscura.  Lo hemos visto en "Blancanieves y la leyenda del Cazador", en "Caperucita Roja", en "Hansel y Gretel, Cazadores de Brujas" y, ahora mismo, en "Jack el Cazagigantes", y, por supuesto, lo vimos en la "Alicia en el País de las Maravillas" de Tim Burton.  Los productores de esa última cinta se atreven ahora con la inmortal obra de L. Frank Baum, "El Mago de Oz", que convirtió en (desdichada) estrella a una juvenil Judy Garland.  Lo que ahora se nos cuenta es el origen que pudo tener aquella historia, con el Mago de Oz reducido al papel de vulgar ilusionista de feria al que un tornado transporta a un universo fantástico y colorista.  Allí, encabezará a su pesar una revuelta popular en contra de las malvadas brujas que los tienen sometidos, y al final obtendrá el reconocimiento que en su etapa de embaucador profesional nunca soñó...  El director Raimi, a quien parece que el éxito comercial le ha hecho madurar y olvidar sus excesos gore juveniles (la trilogía original de "Posesión Infernal") sigue escrupulosamente los pasos del citado Tim Burton y logra crear un mundo pleno de belleza imaginación... sólo para dilapidarlo absurdamente por culpa de un guión ñoño y pueril, más infantil que un chupete.  Explosivos efectos visuales que sin embargo acaban por aburrir, diálogos artificiosos y burdos...  Una pena, porque, para variar, el hierático James Franco está bastante entonado, mientras que una correctita Rachel Weisz y una insoportable Michelle Williams palidecen ante una Mila Kunis totalmente entregada....  hasta que el Photoshop trata de convertirla en clon de la verdosa Margaret Hamilton del film original.  
Calificación:  4,75 (sobre 10)

No hay comentarios :