Cine actualidad/ "CHAMPIONS"


Mejor el jamón que la hamburguesa


Es bien sabida (y a veces temida) la afición de la cinematografía norteamericana por apropiarse de cualquier película foránea que alcanza el éxito allende sus fronteras.  Ejemplos los hay a raudales: “Tres hombres y un bebé”, “Una jaula de grillos”, “Déjame entrar”, “Viven” e incluso “Vanilla Sky”…  El caso de esta última vuelve a repetirse en este 2023, y con resultados parecidos:  film español muy taquillero cuyos derechos son adquiridos por una major estadounidense para realizar una versión adaptada a su idiosincrasia… que no llega ni de lejos a igualar los parámetros de calidad y beneplácito popular del producto original.

 

Champions” es, obviamente, el remake yanqui de “Campeones”, aquella divertida y entrañable cinta de Javier Fesser sobre un entrenador de baloncesto (Javier Gutiérrez) que, condenado a realizar servicios a la comunidad por haber provocado un accidente de tráfico al conducir borracho, se ve obligado a entrenar un equipo de basket formado por personas con discapacidad.  La contrapartida americana mantiene casi al cien por cien la trama de la española e incluso conserva el título, sólo que aquí no se ha querido traducir para evitar la confusión y se ha quedado en “Champions”.  Bobby Farrelly (que junto a su hermano Peter dirigió en los 90 comedias tan rompedoras como “Dos tontos muy tontos” o “Algo pasa con Mary”) toma el relevo de Fesser y Woody Harrelson asume el rol que en su día interpretase Gutiérrez.

 

En un caso tan flagrante como éste, la comparación es totalmente inevitable, y “Champions” sale innegablemente mal parada en todos los aspectos.  No aporta absolutamente nada nuevo, todo lo bueno que posée ya estaba en “Campeones” y, sin embargo, sus aciertos lucen menos que en la versión española.  Woody Harrelson es un gran actor pero aquí no logra hacer olvidar a Javier Gutiérrez, y absolutamente ninguno de los discapacitados estadounidenses logra siquiera igualar el gracejo y carisma de los hispanos.  Por el contrario, en el calco americano se otorga un excesivo protagonismo al entrenador y a su relación amorosa, que, obviamente, se le resta a los encantadores miembros del equipo, los verdaderos “campeones”, y la banda sonora adolece de una molesta sucesión de machaconas canciones que constituyen una tortura para los tímpanos más estoicos.

 

No diré que “Champions” sea un desperdicio de película, tampoco es eso, pero no deja de ser un telefilm filmado de manera rutinaria cuyas buenas intenciones se agradecen pero no entusiasman lo más mínimo.  Al igual que, por ejemplo, la oscarizada “CODA”, remake de la francesa “La familia Belier”, lo más que puede agradecérsele a “Champions” es que sirva para dar a conocer un poco más a “Campeones”, un modelo muy, pero que muy superior.


Luis Campoy


Calificación: 5,5 (sobre 10)

Comentarios

Entradas populares de este blog

Banda Sonora: "PIRATAS DEL CARIBE, La Maldición de la Perla Negra"

Cine: mi comentario sobre "PIRATAS DEL CARIBE: En el fin del mundo"

Recordando a... Supertramp