contenido de la página

Dame tu voto ¡Gracias!

Dame tu voto en HispaBloggers!

viernes, 30 de noviembre de 2012

Cine actualidad/ "La Saga Crepúsculo: AMANECER - Parte 2"


Los vampiros se dan el piro

Tras 4 años y 5 películas, la saga "Crepúsculo" llega a su final.  Y lo hace con unas cifras históricas de recaudación, un récord apoteósico allá donde se estrena. 

Desgraciadamente, lo que en 2008 yo saludaba gozoso como "una película generacional" que "si por algo destaca  es por su muy convincente halo romántico, por el enamoramiento poco menos que platónico entre Bella y Edward, que ni siquiera hace falta que se explicite porque las propias imágenes saben emanar una química tan poderosa como inequívoca", se fue adulterando a partir de la segunda entrega, y culmina en un espectáculo poco menos que circense donde se ha perdido el hermoso realismo amoroso que tanto me sorprendió.

Ya cuando hablaba del cuarto título de la serie, "Amanecer - Parte 1",  dejaba entrever que la franquicia basada en los libros de Stephanie Meyer había dejado de tomarse en serio a sí misma.  El realizador Bill Condon, que adquiriera sólida reputación en los 90 con su admirable "Dioses y monstruos", demuestra ser un pésimo director de actores, limitándose a cobrar un jugoso cheque por ubicar la cámara en el emplazamiento más convencional y dejar que los intérpretes se reencarnen en unos personajes que se saben de memoria y reciten algunos de los peores diálogos escuchados en las últimas temporadas.  Personajes como el padre de Bella resultan bochornosamente patéticos, no ya porque el actor Billy Burke exhibe un tono de comedia muy poco acertado, que Condon no sabe corregir, sino porque está obligado a decir unas frases tan insustanciales como estúpidas.  Como digo, estamos a años luz de los aciertos de la primera entrega.  ¿Y qué decir, por ejemplo, de Michel Sheen, tan fabuloso en "La Reina" o "El desafío: Frost contra Nixon" y que aquí es un manojo de tics y aspavientos innecesariamente afeminados?.

Pese a todo lo dicho, el contraste entre la primera parte de "Amanecer" (estrenada hace un año)  y la conclusión que analizamos ahora, es más que evidente, seguramente porque, al igual que sucediera en "Eclipse", el tramo final del film está ocupado por una espectacular pelea que en absoluto pretende ser realista, un tour de force vampírico que casi no deja títere con cabeza (en sentido literal).  Cuando se tiene un buen guión y el director sabe qué hacer con su elenco actoral, los estallidos de violencia pueden resultar contraproducentes, pero en el seno de un díptico soporífero carente de auténtico interés, una aparatosa escena de acción por lo menos consigue que nos despertemos de la modorra.

Decimos adiós a Bella, Edward, Jacob y compañía con el sabor agridulce de que, al menos, el capítulo final no es tan malo como el que le precediera, y nos congratulamos de que la saga vampírico-licantrópica haya servido para dar a conocer a Robert Pattinson y Kristen Stewart, una pareja (¿o han vuelto a ser ex-pareja?) que, juntos o por separado, sin duda darán mucho que hablar.  Ellos, la química que a pesar de todo mantienen, son lo mejor de estos cinco films y lo único que realmente merecerá la pena recordar.

Luis Campoy

Lo mejor:  Robert Pattinson y Kristen Stewart
Lo peor:  los diálogos, las interpretaciones risibles de los personajes secundarios
El cruce:  "Crepúsculo" + "Luna Nueva" + "Eclipse"
Calificación:  6 (sobre 10)

1 comentario :

EXPEDIENTEX dijo...

No la he visto, pero mira,
Luis, lo que te deseo en mi blog...