contenido de la página

Dame tu voto ¡Gracias!

Dame tu voto en HispaBloggers!

lunes, 28 de diciembre de 2009

Cine/ "BIENVENIDOS A ZOMBIELAND"

Reirse de los muertos… vivientes




El subgénero de películas de terror protagonizadas por muertos vivientes comenzó oficialmente hace más de 50 añitos con la muy poética "Yo anduve con un zombi", aunque quien, como todos sabemos, reinventó el género en la década de los 60 fue George A. Romero con "La noche de los muertos vivientes", la cual, por cierto, le ha convertido a él en una especie de zombi que, prácticamente muerto de originalidad, malvive rodando inacabables secuelas de su celebrada obra. Casi cada año nos llegan uno o dos films de zombies, menos tímidamente desde que Danny Boyle (sí, el mismo de "Slumdog Millionaire") con "28 días después" y Zack Snyder (posteriormente firmante de "300") con "Amanecer de los muertos" lo pusieran nuevamente de moda. "Bienvenidos a Zombieland", la película que nos ocupa, trata el tema de modo humorístico, al igual que lo hiciera la más afortunada "Zombies party". Una vez más, un virus ha transformado a casi todos los humanos (o, al menos, a los estadounidenses) en muertos vivientes ansiosos de devorar a sus antiguos congéneres no infectados. Cuatro supervivientes del desastre (un adulto, un adolescente algo salido y dos hermanas) viajan juntos tratando de encontrar un lugar no contaminado y, éso sí, mientras tanto, no pierden la oportunidad de liquidar a cuantos zombies les salen al paso. Como he dicho antes, el precedente directo de "Zombieland" sería "Zombies party", y es que en ambas hay abundantes momentos de humor que se prestan fácilmente a la carcajada, a pesar de lo cual los muertos vivientes están fantásticamente bien caracterizados y los sustos están garantizadas. Pero el negro humor británico de aquélla ha dado paso a un tono de comedia más gamberra y más soez, en el que, por ejemplo, se le consiente a un recuperado Woody Harrelson bordear todos los límites de la sobreactuación... traspasando unos cuantos. Yo me reí bastante, pero luego comprendí que unos retoques de guión y un poco más de atención en un par de detallitos nos hubieran podido deparar un producto mucho mejor. En cualquier caso, pienso que tan sólo por dar a conocer a un estupendo actor juvenil llamado Jesse Eisenberg (sin olvidar a la ya crecidita Abigail Breslin de "Pequeña Miss Sunshine", un poco menos chispeante que entonces), por la escena final en el parque de atracciones y, sobre todo, por la impagable autoparodia de Bill Murray, "Bienvenidos a Zombieland" ya merece la pena.



Luis Campoy



Lo mejor: Jesse Eisenberg, los títulos de crédito iniciales, el cameo de Bill Murray


Lo peor: el doblaje de Woody Harrelson, el exceso de chistes chabacanos y de mal gusto


El cruce: "28 semanas después" + "Zombies party" + "Soy leyenda"


Calificación: 7,5 (sobre 10)