contenido de la página

Dame tu voto ¡Gracias!

Dame tu voto en HispaBloggers!

lunes, 29 de enero de 2007

Ayunar adelgaza

Durante toda la pasada semana se habló y no paró de hablarse de la polémica huelga de hambre llevada a cabo por el etarra Iñaki De Juana Chaos (por cierto, ¿alguien ha reparado en que “chaos” en varios idiomas significa “caos”?), o, mejor dicho, de la respuesta gubernamental a las posibles consecuencias derivadas de dicha huelga. Como todos sabemos, el ayuno es la única forma segura de adelgazar, y ayunar prolongadamente hace que adelgacemos tanto que nos lleguemos a quedar en los huesos, o mismamente que nos convirtamos en un esqueleto propiamente dicho. Es decir, este individuo era consciente, cuando inició su reivindicación, de que una de las posibilidades derivadas de la misma era que le sacaran de la enfermería de la cárcel con los pies por delante, a no ser que las mentes pensantes asentadas en los estamentos del poder se dejaran intimidar por el posible estallido de una peligrosísima bomba de relojería. Desde el inicio de la tregua, ETA no ha hecho sino rearmarse, ya sea mediante la adquisición de armamento físico, o a través de la utilización de otros mecanismos de presión que pueden ser aún más devastadores que la explosión de un artefacto. Si bien es cierto que, humanitariamente hablando, hasta un asesino convicto tiene una serie de derechos que yo no voy a discutir (entre otros, el mismísimo derecho a la vida que él pisoteó cuando segó la vida de los inocentes a los que asesinó), lo que no se debe es consentir que, precisamente por su pertenencia a cierta organización terrorista, a este caballero se le confieran MÁS derechos que a los demás presidiarios. He aquí el quid de la cuestión. Todos sabemos lo que podría pasar en caso de que De Juana muriese en prisión: automáticamente, ETA, Batasuna y hasta el PNV lo convertirían en un símbolo, en una especie de mártir, simplemente porque ha preferido morir antes que renunciar a sus ideales. A nadie le deseo la muerte, pero hay que considerar que el señor De Juana al menos ha podido elegir su (posible) destino, cosa que otros muchos (los que él mató o ayudó a matar) no pudieron hacer. Es de suponer la preocupación mayúscula que invadirá a Zapatero y a sus acólitos, que estarán hasta rezando para que De Juana, a quien se está alimentando forzosamente en contra de su voluntad, mantenga sus constantes vitales un día tras otro. Sólo desde esa perspectiva se entiende el modo en que la pasada semana el Gobierno de la nación se estuvo escondiendo tras la posibilidad de una puesta en libertad que finalmente denegó la Audiencia Nacional. No soy una personal cruel y reconozco que tal vez la condena que De Juana cumple en la actualidad (12 años de prisión por haber escrito dos artículos en un periódico) puede parecer un tanto excesiva, pero no hay que olvidar que de la primera condena, la que se le imputó por la realización de sus execrables crímenes (nada menos que 3.000 años de prisión), se libró en base a una serie de leyes absurdas (no se pueden cumplir más de 30 años en la cárcel, además de lo cual el amigo De Juana logró “arañar” otros doce añitos por su buen comportamiento en la trena… así que los 3.000 abriles previstos se convirtieron en unos ridículos 18), de lo cual tienen la culpa los legisladores y los jueces, y no los terroristas. Pero ¿qué queréis que os diga?, por muy triste que sea que un hombre muera de hambre, y por muy devastadores que puedan ser las consecuencias de su “santificación” por parte de los separatistas vascos, no me hubiera parecido justo que con él se crease un precedente. ¿Os imagináis no sólo a los terroristas, sino a los ladrones, los violadores, los narcotraficantes y los pederastas declarándose en huelga de hambre? Harían falta más hospitales que recintos penitenciarios para mantenerles a todos con vida. Repito: no le deseo la muerte a nadie, pero hay veces en que la Justicia tiene que ser JUSTA… mal que le pese a un Presidente del gobierno con vanas pretensiones de Nobel de la Paz.

7 comentarios :

Anónimo dijo...

Desde cuando te has vuelto facha?

Luis Campoy dijo...

¿Y desde cuándo estar en contra de que se libere a los presos que se pongan en huelga de hambre es ser facha? Pensaba que teníais claro que no soy de derechas, más bien todo lo contrario, pero me niego a ser lameculos de quienes no están haciendo bien su trabajo, ya estén en la Oposición o en el Gobierno.

Anónimo dijo...

No creo que el Gobierno tenga nada que ver con la Audiencia Nacional, que es el organismo de ha decidido dejar en prisión a dicho personaje.
Yo tampoco estoy a favor de que se liberen presos en huelga de hambre, sean etarras, violadores, maltratadores o del calibre que sean. Pero, por favor, dejémos de echar la culpa al Gobierno de todo lo pasa en nuestro País. Creo que lo están haciendo lo mejor que pueden o que saben, y no creo que Zapatero busque que le nombren Nobel de la Paz, sólo hacer su trabajo.

Isa dijo...

Me "encanta" lo fácilmente que se recurre a la palabrita facha cada vez que alguien dice algo, por mínimo que sea, que de muestras de no seguir la corriente del Gobierno actual...

Luis Campoy dijo...

Querido amigo (o quizás amiga) "Anónimo": hay cosas de las que el Gobierno tiene la culpa, y muchas de las que no. Por ejemplo, es culpable de haber llevado mal la negociación del Alto el Fuego, lo cual ha magnificado la importancia del régimen que está realizando el señor De Juana. Y no, no creo que Zapatero y sus ministros estén haciéndolo lo mejor que pueden o lo mejor que saben. Una última cosa: vivimos en libertad, tenemos democracia y parece que opinas que nuestros actuales gobernantes son cojonudos, ¿por qué firmas con "Anónimo" y no con tu nombre?

Anónimo dijo...

Bueno, por supuesto que no creo que este gobierno es cojonudo, es un gobierno que como otros está intentando solucionar un tema sumamente delicado y complicado como es ETA y su violenta forma de actuar. Por supuesto creo que ni tu ni yo somos nadie para juzgar, aunque si, por supuesto para opinar, solo creo que lo están intentado. ¿Te imaginas un mundo sin ETA, sin atentados terroristas?
¿A que sería bonito?


Y respondiendo nuestra amiga Isa, la palabra "facha" como yo la entiendo no creo que sea despectiva, solo es una forma denominar a las personas cuya orientación política se inclina hacia la derecha.

F.

Luis Campoy dijo...

Amigo/amiga "F" (ya vamos progresando): No sé cómo entiendes tú la palabra "facha", pero simplemente se trata de una abreviatura de "fascista". O sea, "facha" = "de derechas", dicho, además, con cierto retintín peyorativo. En mi caso, no soy de derechas (si lo fuera, me enorgullecería de serlo, ¿por qué no?), soy tan sólo un eterno simpatizante del liberalismo político que de vez en cuando coincide en algunos postulados con los gobiernos socialistas. Otras veces discreto, total o parcialmente, y éso es lo que me está sucediendo ahora. Claro que en teoría sería maravilloso un mundo sin ETA, y sin cáncer, y sin tener que hacer la Declaración de la Renta, pero para conseguir un fin hay que tomar el camino correcto, y sigo opinando que este Gobierno se ha equivocado.

L.